Nuestra selección

En esta entrada hemos elegido la mejor Ropa de algodón ecológico del mercado. La Moda Eco y Sostenible se compromete en reducir al máximo el efecto durante el desarrollo, aparte de garantizar condiciones de trabajo dignas para todas las personas involucradas en la fabricación.

Mejor opción

Camiseta de Marca Menorca Algodon Envejecido Ecológico (Teja Envejecido, S)

  • Tejido 100 % algodón ecológico
  • Lavado envejecido
  • Estampado de alta calidad
  • Tallaje holgado ( consultar tabla medidas )
Mejor relación calidad precio

100 Etiquetas para ropa personalizadas. Etiquetas de tela con CERTIFICADO ECOLÓGICO ideales para tus niños. Etiquetas termoadhesivas para marcar la ropa con plancha.

  • 100 Etiquetas personalizadas con nombre para marcar ropa. Cinta termoadhesiva para plancha.
  • Resistencia: gracias a un sofisticado sistema de transferencia de tinta, garantizamos la durabilidad de la impresión
  • Uso: estas etiquetas termoadhesivas se fijan a cualquier prenda. Resistentes hasta 60º en la lavadora y secadora.
  • Composición: 70% polyester 30% algodón y certificado ecológico.

Life Tree Ropa Justa bambú Camiseta Mujer Weide de bambú y algodón ecológico M

  • Camiseta de comercio justo confeccionada en viscosa de bambú y algodón ecológico
  • Camiseta suave y cómoda en la piel
  • Queda bien con cualquier tipo de figura gracias a su gran elasticidad y es muy cómoda por su suavidad
  • Ideal para practicar yoga, deportes, senderismo y para viajar

Sweety Fox - Manta Bebe para Niño y Niña 80 x 100 cm - 100% Algodon Ecológico - Mantita Bebe Rosa - Accesorio Perfecto para Bebé - Regalo perfecto para Bebe Recién Nacido

  • 100% ORGÁNICO - GOTS manta bebe invierno 100% algodón ecológico. Esta toquilla para recien nacidos OEKO TEX está certificada sin productos químicos para cuidar la piel de los bebes. Mantas de bebe suaves y cálidas, perfectas para el invierno
  • ACCESORIO PARA BEBÉS NIÑOS Y NIÑAS - Arrullo bebe universal para niños y niñas. Los distintos colores de las mantas bebe recien nacido: rosa, blanco, azul turquesa y azul marino son válidos para todos los bebés. La manta bebe suelo es perfecta para todas las edades y todos los meses.
  • CAJA NACIMIENTO - Increíble idea personalizada como regalo, la manta bebe está envuelta en una magnífica caja de regalo Sweety Fox. Suave y cómoda, esta manta bebe personalizada es un perfecto regalo para celebrar un nacimiento. Estos regalos gustarán tanto al bebé como a la madre.
  • MULTIUSOS - Gran arrullo para bebes 80 x 100cm, práctica y multiusos. Úsalo como manta en la minicuna o cama del bebé, para la sillita del bebé en el coche o incluso como peluche para el bebé.

s.Oliver Junior T-Shirt Langarm Camiseta, Blanco (0100 Blanco), 92 para Bebés

  • Cuello redondo
  • Estampado frontal
  • Puños con goma elástica
  • Dobladillo con volantes

Camiseta de Marca Menorca Algodon Envejecido Ecológico (Teja Envejecido, S)

Camiseta de Marca Menorca Algodon Envejecido Ecológico (Teja Envejecido, S)

100 Etiquetas para ropa personalizadas. Etiquetas de tela con CERTIFICADO ECOLÓGICO ideales para tus niños. Etiquetas termoadhesivas para marcar la ropa con plancha.

100 Etiquetas para ropa personalizadas. Etiquetas de tela con CERTIFICADO ECOLÓGICO ideales para tus niños. Etiquetas termoadhesivas para marcar la ropa con plancha.

Life Tree Ropa Justa bambú Camiseta Mujer Weide de bambú y algodón ecológico M

Life Tree Ropa Justa bambú Camiseta Mujer Weide de bambú y algodón ecológico M

Sweety Fox - Manta Bebe para Niño y Niña 80 x 100 cm - 100% Algodon Ecológico - Mantita Bebe Rosa - Accesorio Perfecto para Bebé - Regalo perfecto para Bebe Recién Nacido

Sweety Fox - Manta Bebe para Niño y Niña 80 x 100 cm - 100% Algodon Ecológico - Mantita Bebe Rosa - Accesorio Perfecto para Bebé - Regalo perfecto para Bebe Recién Nacido

s.Oliver Junior T-Shirt Langarm Camiseta, Blanco (0100 Blanco), 92 para Bebés

s.Oliver Junior T-Shirt Langarm Camiseta, Blanco (0100 Blanco), 92 para Bebés

Artículos recientes

Ropa de algodón ecológico. Moda ética, sostenible y de comercio justo

La ropa ecológica, asimismo llamada «moda ética«, «moda sostenible» o «slow fashion» es una tendencia creciente en la industria de la moda que procura formar un movimiento popular alternativo que procure concienciar sobre el horrible efecto de la manufactura textil de hoy sobre el medio ambiente y las precarias condiciones de trabajo en las que se produce la mayoría de la ropa que podemos encontrar en las grandes , y conocidas por todos, cadenas de ropa: «The green is the new black». La utilización de materiales reciclados (PET reciclado, algodón reciclado…) para crear nuevos tejidos permite usar menos recursos en la fabricación. Se evita la producción de más materia prima, y además de esto, los tejidos son reciclados por colores, evitando asimismo el tinte posterior de las piezas. Estos productos además de esto, son reciclables nuevamente, con lo que el ciclo se cierra formando así una Economía Circular. Entérate dónde te queda el punto de recogida de ropa más cercano, y dale una segunda vida a tu ropa.

Hay que pensar que es igualmente importante proteger al medioambiente como a los trabajadores/as que fabrican las colecciones de las diferentes marcas. En la fabricación de prendas ecológicas se añade la utilización de tintes ecológicos para teñir las telas y para imprimir los dibujos.

La utilización de fibras naturales implica una optimización en la calidad y tacto de tu ropa. Además el cultivo orgánico cuida el medioambiente y no usa elementos tóxicos. De esta manera no se contaminan los ríos ni el agua bebible y se evita que los productores estén expuestos a pesticidas químicos causantes de graves patologías. Se tiene muy en cuenta que la ropa está en contacto directo con la piel, empleando ropa ecológica se evita poner el cuerpo a tóxicos y pesticidas que son perjudiciales. En la producción como en la venta de la moda ecológica se tienen en cuenta factores como la ausencia total de plásticos o de otros productos perjudiciales o potencialmente contaminantes para el planeta.

El compromiso de las marcas que decidieron manufacturar fuera de la Unión Europea de una manera distinta al que se ha utilizado hasta la actualidad , hace posible desarrollar proyectos con visión social y solidaria. Dan apoyo a proyectos de desarrollo y también integración en lo social en los territorios donde generan. Visitan comprometidamente las fábricas donde generan éticamente y tiene una relación a largo plazo con sus productores y desarrolladores. Algunas fabricantes de todo el mundo tienen sus fundaciones y proyectos de crecimiento para ofrecer soporte a las comunidades. Los certificados ecológicos avalan que la ropa haya sido expuesta a un riguroso control sobre los recursos utilizados para su fabricación y la prohibición de utilización de elementos perjudiciales para la salud y la naturaleza durante el proceso.

La Ropa de algodón ecológico recomendada en esta página tienen probada valía en el mercado tanto por sus características físicas como económicas.

Ropa de algodón ecológico. Origen de la moda sostenible

En los últimos cinco años, el Acuerdo de París de 2015 y la Cumbre de Economías Avanzadas G7 de 2019 evidencian la necesidad en todo el mundo de ayudar en la eliminación de la crisis climática. La Carta para la Acción Climática entregada en 2018 puso de evidencia que los modelos comerciales y la tecnología existentes se demuestran inadecuados para lograr las reducciones climáticas primordiales para 2030 (Black, 2019). Esto estimula un imperativo urgente de actuación, que va más lejos de la reducción, para ser acelerado y avanzado en todos y cada uno de los campos industriales. El cambio de mentalidad y una cultura mucho más ecológica y sostenible de la sociedad que demandaba modificaciones en la producción de la industria textil hizo que se dieran a luz asociaciones como la Soil Association (1946), la Oeko-tex (1992), Ecolabel-index (2007) y otras que pelean por modificar el modelo de la producción textil y los formas de consumo creando pautas sostenibles y poniendo en marca sellos que certifican esas buenas practicas.

Según la mayoría de las fuentes, fue en los años 50 en los que, con el advenimiento del llamado «estado del bienestar», cuando el auge del consumo convirtió pasear y comprar en los grandes centros comerciales en un pasatiempo. Este apogeo del consumo dio lugar a una economía basada en la producción en masa. En los siguientes años llegaría la proliferación global de centros comerciales, tiendas de descuento y ventas estacionales que fomentaban e incentivaban un consumo poco responsable. Hasta la revolución industrial de finales del siglo dieciocho no se dio ningún enfrentamiento entre moda y medioambiente, anteriormente las preocupaciones por la vestimenta estaban reservadas a unos pocos con el poder de compra necesario. Pero a finales del Siglo diecinueve, con la llegada de la producción a gran escala, surgieron enormes fabricas, los primeros grandes almacenes y con ellos los conflictos ecológicos y sociales. Como en casi todos los ámbitos de la industria de aquella época las condiciones de trabajo erán completamente precarias con lo que se sucedían capítulos como el incendio en la fábrica Triangle Shirtwaist que dio origen a la celebración del día de la mujer.

En último término, depende de todos hacer cumplir la sostenibilidad y una cadena de suministro mucho más circular: los minoristas, los gobiernos y los propios compradores. Los fabricantes mundiales de indumentaria, los mayores perpetradores, tienen que reinventar sus modelos comerciales para cumplir con la circularidad. Llevarlo a cabo requiere educación sobre el tratamiento de la ropa a lo largo de su ciclo de vida, particularmente durante el cuidado al final de la vida. Curiosamente, estas recomendaciones se hacen eco de los hábitos de los consumidores existentes en el pasado siglo , lo que señala que tenemos que buscar alternativas. La moda ecológica y sostenible está en auge como tenemos la posibilidad de inferir de su reciente incorporación a las pasarelas más conocidas de la industria de la moda. En general hay cada día una conciencia ecológica mayor y cada vez son más voces las que reclaman una moda sostenible basada en principios de tipo ético. Este movimiento también tuvo su reflejo entre las jóvenes famosas del cine como Anne Hathaway o Emma Watson.

La moda, el tercer mayor contaminador de la industria de todo el mundo, ha sido más lenta que otros campos para reconocer sus impactos ambientales. Además de esto, la inminente crisis climática deja al mundo viendo a este gigante de un sector que tiene que efectuar cambios significativos. El desastre de Rana Plaza en 2013 en Bangladesh llamó la atención generalizada sobre los peligros de la moda rápida, ocasionando que muchos se aparten de las marcas que conservan esta tendencia. Y en este momento los minoristas se ven forzados a hacer un tira y afloja entre alentar el crecimiento económico y la preservación ecológica. A finales del Siglo XX gran parte de la fabricación de ropa se externalizó a países donde las condiciones de trabajo eran precarias, sin salario mínimo, ni mínimo de edad para trabajar en muchos casos , con el fin de ahorrar costos y aumentar los beneficios. Pero las escandalosas condiciones de producción que de a poco se iban conociendo , unidas a ciertos accidentes como el del edificio Rana plaza que llegaron a las primeras páginas de los medios afectaron a una parte de la sociedad que ya comenzaba a tener una forma de pensar y una cultura más ecológica y sostenible y demandaba (y seguimos demandando) cambios en la producción de la industria textil.

Además de la Ropa de algodón ecológico, este sitio web dispone de otros productos relacionados con el mundo de la ropa ecológica. Seguro que serán de tu interés.