Nuestra selección

En esta entrada hemos elegido la mejor Libro de Alimentación vegana del mercado. Cada vez es más visible que el consumo de animales es la principal causa de muchos de los problemas mundiales. Ya que la alimentación vegetal supone una solución específica para resolver estas cuestiones, el estilo de vida y una nutrición sin artículos de procedencia animal están tomando impulso velozmente. Una dieta vegetal salva a los animales de una vida de padecimiento, disminuye la huella ecológica a nivel individual y contribuye a un planeta mucho más justo. Al tiempo, llevar una nutrición a base de vegetales asimismo puede contribuir a una dieta más variada y saludable.

Mejor opción

Nutrición veg&sana. Alimentación saludable sin mitos ni carencias (Libros Singulares)

Mejor relación calidad precio

Mi familia vegana: Consejos de tu pediatra para una alimentación saludable y equilibrada (No Ficción)

El gran libro de la cocina vegana (ALIMENTACION)

Alimentación vegana

Cocina vegana mediterránea (ALIMENTACION)

Nutrición veg&sana. Alimentación saludable sin mitos ni carencias (Libros Singulares)

Nutrición veg&sana. Alimentación saludable sin mitos ni carencias (Libros Singulares)

Mi familia vegana: Consejos de tu pediatra para una alimentación saludable y equilibrada (No Ficción)

Mi familia vegana: Consejos de tu pediatra para una alimentación saludable y equilibrada (No Ficción)

El gran libro de la cocina vegana (ALIMENTACION)

El gran libro de la cocina vegana (ALIMENTACION)

Alimentación vegana

Alimentación vegana

Cocina vegana mediterránea (ALIMENTACION)

Cocina vegana mediterránea (ALIMENTACION)

Artículos recientes

Libro de Alimentación vegana, no a los productos de origen animal

Una dieta sin artículos de procedencia animal es increíblemente versátil. La transición hacia una nutrición mucho más vegetal abre un campo de novedosas y emocionantes posibilidades de cocina. Los productos de procedencia animal se tienen la posibilidad de reemplazar de manera fácil con frutas y verduras, legumbres, granos integrales y cereales, frutos secos y semillas y las opciones veganas a la carne como el tofu, las hamburguesas veganas, el escalope y las salchichas se tienen la posibilidad de encontrar en multitud de versiones fabricadas , por ejemplo , con soja, seitán y altramuz. Asimismo existen alternativas veganas para la leche, el youghourt y el queso. Estas se elaboran normalmente con soja, frutos secos y cereales. Poco a poco más consumidores se cuestionan el consumo de productos de procedencia animal. Esto también se ve reflejado en la creciente demanda de las alternativas vegetales. La leche vegetal, por servirnos de un ejemplo, se ha consumido en diferentes etnias desde hace tiempo, pero su popularidad se ha disparado en la última década. Además de esto, las alternativas no crueles como las salchichas o las hamburguesas vegetales mejoran todo el tiempo y es casi irrealizable distinguirlas de las auténticos.

Con independencia del estilo de nutrición, ya sea vegetariano, vegano o no, una buena planificación es esencial para evitar las deficiencias alimenticias. Una nutrición vegana perfecta se garantiza al llevar una dieta equilibrada y diferente sin perder de vista los nutrientes escenciales. Asimismo, los nutricionistas aconsejan hacerse un análisis de sangre cada uno o un par de años. Los veganos evitan el consumo de carne animal, derivados de productos animales y alimentos que contienen ingredientes de procedencia animal. Esto incluye: Pescado y otros animales marinos como todas y cada una de las especies de peces, calamares, mejillones, cangrejos y langostas; Miel y otros productos de las abejas; Carne roja y de ave procedente de animales como la vaca, el cerdo, el caballo, el pollo y el pavo; Lácteos como la leche, el queso, el yogur y la mantequilla; Huevos como los huevos de gallina y el caviar; Ingredientes de procedencia animal como la gelatina, la lactosa, el suero de leche, la goma laca, el carmín y los ácidos grasos omega 3 derivados del pescado.

Lo recomendado en esta página de Libro de Alimentación vegana tiene probada valía en el mercado tanto por sus características físicas como económicas.

Alimentación sostenible, una alimentación equilibrada y protegiendo los recursos naturales

Una nutrición sostenible es una alimentación balanceada y diferente que además resguarda los recursos naturales. Los alimentos sostenibles son esos que se cultivan y procesan bajo condiciones medioambientales correctas sin usar artículos fitosanitarios de origen químico, no se transportan a grandes distancias y su fabricación o transformación se ha realizado economizando energía y sin utilizar aditivos perjudiciales para la salud.

Cada vez son mucho más los países que, como Alemania, Brasil o Suecia, tienen dentro la sostenibilidad alimenticia en sus políticas alimentarias y guías educativas para el consumidor, así como recomienda la FAO. Estos son, según esa institución, ciertos de los beneficios de una dieta sostenible: Actúa contra el cambio climático; Protege los bosques; Mejora la salud y contribuye a la seguridad alimentaria; Favorece la supervivencia de especies conminadas; Preserva los recursos hídricos.

La industria pesquera debe decantarse por métodos que cuiden los ecosistemas del mar y favorezcan el empleo a enorme escala, como la pesca artesanal de bajo efecto. Para esto, los gobiernos deben impulsar políticas que aseguren el derecho de estos pescadores y sus comunidades a contemplar sus necesidades alimenticias básicas.

Visita la página de alimentación sostenible para conocer los productos recomendados.

La alimentación orgánica tiene el menor coste ambiental y sanitario posible

No es nuevo que la mayor parte de los productos que se venden en supermercados, autoservicios, verdulerías y demás tiendas de alimentos son producidos bajo condiciones artificiales y con utilización de fertilizantes, pesticidas y otras substancias que pueden ser perjudiciales para el medio ambiente y para la salud. Frente a la necesidad de una opción saludable y sustentable, los artículos orgánicos cobran importancia en todo el mundo y están consiguiendo poco a poco más adeptos.

Los alimentos orgánicos no se pueden adquirir en todos los lugares, hay establecimientos especializados, pequeños emprendimientos y ferias locales que los venden. Para reconocerlos basta fijarse en que tengan el sello específico de producto orgánico en sus etiquetas y el número de inscripción ante el Servicio oficial que los certifica como orgánicos.

Visita la página de alimentación organica para conocer los productos recomendados.

Los alimentos eco, origen y elaboración

La sociedad actual convirtió su modelo de nutrición en un tema primordial, y esto sumado a una concienciación ascendente en relación a la sostenibilidad medioambiental transformó a los alimentos ecológicos y naturales en uno de los enormes protagonistas de la cocina moderna. Cada vez es más sencillo conseguir estos artículos en tu supermercado o tienda de alimentación de confianza: las etiquetas bio o eco están presentes en un sinfín de alimentos de diferente procedencia y conceden un añadido en la percepción de calidad de los consumidores.

Estas son las peculiaridades de los alimentos ecológicos: (1) Tienen mucho más sabor, no poseen aditivos, ni organismos procedentes de plaguicidas, ni hormonas, etc., los que influyen de manera negativa en su gusto ; (2) Mejora en los valores alimenticios, la utilización de químicos resta propiedades a los alimentos; (3) Dismuyen el efecto negativo en el cambio climático, evitando malas prácticas que ponen en peligro todo el ecosistema; (4) Controla los residuos al producir alimentos en menor medida que la agricultura intensiva; (5) Reducen la utilización de plástico por el hecho de que la utilización de elementos sostenibles en los envases consigue una disminución en la proporción de plástico empleado ; (6) Impulsa el avance sostenible al fomentar ocupaciones a favor del cuidado del medioambiente.

La nutrición ecológica es aquella fundamentada en elementos que han sido cultivados o elaborados siguiendo un método de producción que integra varios elementos esenciales: el empleo de procedimientos y técnicas naturales, el respeto hacia los animales, la conservación del medioambiente y la protección de la salud. De ahí el rechazo en el uso de componentes químicos y organismos genéticamente editados o la limitación sobre el uso de aditivos, la meta de fomentar el bienestar animal y asegurar la biodiversidad evitando la contaminación ambiental.

Visita la página de alimentación eco para conocer los productos recomendados.

Alimentación bio o cómo cuidarse mejor

El incremento del consumo de alimentos bio en los últimos tiempos responde a la necesidad de cuidarnos. La meta es mantener una vida mucho más saludable llevar a cabo ejercicio, mejorar nuestro tiempo y comer mejor pues ese eslogan de que somos lo que ingerimos no es un simple eslogan.

A efectos prácticos, esto quiere decir que los animales de huertas ecológicas están en semi independencia o libertad para evitar su agobio o que las verduras que llevamos a la mesa están cultivadas siguiendo los estándares tradicionales. Y eso se nota primero en el sabor y, después, en la salud por el hecho de que estos artículos conservan todas sus propiedades naturales intactas. Sin olvidar que los artículos ecológicos, que llegaron primero como algo extravagante y exótico que solo estaban en tiendas muy concretas y hoy están presentes en los autoservicios, llevan implícitos un componente ético y respetuoso con el medioambiente a la vez que fomentan la agricultura y la ganadería de proximidad.

Visita la página de alimentación bio para conocer los productos recomendados.

En esta página hemos analizado Libro de Alimentación vegana. El veganismo está experimentando un crecimiento constante y empieza a ponerse de moda junto con otros tipos de alimentación también consideradas en este sitio.