Nuestra selección

En esta entrada hemos elegido la mejor Ecolactis cosmetica del mercado. En la cosmética eco, a diferencia de la cosmética natural, los elementos naturales que encontremos en su INCI surgen de la agricultura ecológica, en la que no se han usado pesticidas. Aunque las distintas compañías de certificación tienen sus exigencias, sí hay algunas peculiaridades recurrentes que todas ellas valoran: No incorporan nanopartículas, OMG (organismos modificados genéticamente) ni elementos irradiados; El porcentaje de ingredientes que procede de agricultura ecológica; No poseen colorantes ni perfumes artificiales ni substancias derivadas del petróleo; No están testados en animales.

Mejor opción

Corpore Sano Aloe Vera Gel Familiar, 500 ml

Mejor relación calidad precio

ECOLACTIS Leche DE YEGUA LIOFILIZADA ECOLOGICA 90 CAPSULAS, No aplicable

Skintellectual. Cosmética Al desnudo: La ciencia que hay detrás de los cosméticos (Estilo de vida)

Alcántara Cosmética MILLENIUM TOUCH RIZADO ACTIVO NATURAL 300 ml.

Corpore Sano Aloe Vera Gel Familiar, 500 ml

Corpore Sano Aloe Vera Gel Familiar, 500 ml

ECOLACTIS Leche DE YEGUA LIOFILIZADA ECOLOGICA 90 CAPSULAS, No aplicable

ECOLACTIS Leche DE YEGUA LIOFILIZADA ECOLOGICA 90 CAPSULAS, No aplicable

Skintellectual. Cosmética Al desnudo: La ciencia que hay detrás de los cosméticos (Estilo de vida)

Skintellectual. Cosmética Al desnudo: La ciencia que hay detrás de los cosméticos (Estilo de vida)

Alcántara Cosmética MILLENIUM TOUCH RIZADO ACTIVO NATURAL 300 ml.

Alcántara Cosmética MILLENIUM TOUCH RIZADO ACTIVO NATURAL 300 ml.

Artículos recientes

Ecolactis cosmetica dentro de los cosméticos bio, eco, orgánico y natural

Lo que por ahora queda claro es que la utilización de distintas designaciones tienen la posibilidad de confundir más a los consumidores. De ahí que muchas compañías aprovechen para sacar partido de estas etiquetas en el planeta de la cosmética. También es cierto que en el ámbito del cuidado del cuerpo y la piel los términos “natural” y “ecológico” no están protegidos por ley como sucede con el término “ecológico” en otras áreas como nutrición, que están sostienes a una reglamentación europea. Tenemos claro que ecológico (eco), biológico (bio) y orgánico, a efectos prácticos, son lo mismo. La diferencia se encuentra en el término natural. Naturalmente, un cosmético ecológico siempre va a ser natural, pero no todos los productos naturales van a ser ecológicos. Varios fabricantes utilizan pequeñas cantidades de ingredientes naturales para lograr emplear ese término pero no cualifican ni certifican para poder decir que son ecológicos.

No hay una regulación pública que delimite precisamente cuándo se puede hablar de cosmética ecológica o cosmética natural. Pero sí hay normativas privadas que ordenan este tipo de artículos y que han sido desarrolladas por entidades expertas en el ámbito. Por lo general en esas normativas privadas hay una base común, una serie de criterios que, aproximadamente , todos y cada uno de los productores cumplen, ya sea de porcentajes o del género de ingredientes que se aceptan o se rechazan en cada categoría, “pero de todos modos no hay un método 100 % homogéneo”, aclara Montse Escútia, organizadora del emprendimiento Ecoestética de la Asociación Vida Sana. Cosmética orgánica, bio, eco. Estas distintas designaciones nos tienen la posibilidad de confundir en el momento de escoger un producto, pero en teoría su base es exactamente la misma. Los tres términos orgánico, “bio” o biológico y “eco” o ecológico son sinónimos, y se tienen la posibilidad de emplear de forma indistinta desde la perspectiva de la certificación, aunque en los diccionarios hallemos matices que los diferencian.

La primordial característica de la cosmética ecológica es que emplea elementos que, aparte de ser naturales, se han producido siguiendo los criterios para la agricultura ecológica que regula el Reglamento Europeo u otras normas equivalentes de otros países para la producción ecológica. Estos criterios incluyen la no utilización de fertilizantes, pesticidas ni herbicidas químicos, entre otros muchos. Los ingredientes ecológicos tienen que estar certificados para poder reconocerse como tales. Cabe aclarar que estas reglas por norma general no las desarrollan las certificadoras, sino asociaciones u otras partes con intereses que ayudan con las certificadoras que, al final son las encargadas de revisar el cumplimiento de esa regla y de autorizar, o no, a las empresas a que usen los indicativos de exactamente la misma. Este es el caso de BioVidaSana, NATRUE, Cosmos y otras reglas. Por consiguiente una de las maneras mucho más fiables a la hora de seleccionar estos productos radica en mirar su certificación.

La Ecolactis cosmetica recomendada en esta página tienen probada valía en el mercado tanto por sus características físicas como económicas.

Ecolactis cosmetica y cómo saber qué tipo de cosmético estoy comprando

Además de que los productos cosméticos ecológicos estén de moda, hay otros fundamentos de peso que invitan a evaluarlos. Primeramente, la cosmética convencional tiene dentro substancias químicas, muchas de ellas derivadas del petróleo, que son mucho más dañinas para la piel, además de contaminar el medioambiente. Una segunda razón, dicen los especialistas, es que la cosmética ecológica no deja restos contaminantes en el agua en el momento en que te duchas. Y será igual de eficaz a nivel de higiene que una tradicional. Muchas empresas que venden cosmética ecológica en España son proyectos de emprendimiento de mujeres, y algunas de áreas despobladas , con lo que se está apoyando una cosmética de calidad, local y generadora de empleo.

Solo se puede certificar como ecológico a lo que se come; la arcilla no se come, pero puede haber artículos de cosmética con una base de arcilla, que es un ingrediente que no daña el medio ambiente , pero es imposible garantizar como ecológico según ese reglamento. De ahí la importancia de fiarnos de las empresas o las entidades que certifican este género de cosmética por medio de distintas categorías. El maquillaje bio o ecológico suprime la mayor parte de los ingredientes tóxicos y nos garantiza que utilizamos un maquillaje considerablemente más saludable. Aún así hay artículos , como por poner un ejemplo los esmaltes de uñas, que por el momento no logran quitar todos y cada uno de los ingredientes dañinos , por esto se charla de esmaltes “5 free”, “8 free” y sucesivamente , que eliminan los elementos mucho más peligrosos, como el formaldehído.

¿De qué forma podemos saber si un producto está verdaderamente certificado? Conociendo los sellos y también advertencias que se usan en cada certificación y reconociendo cuáles son las certificaciones fiables. Actualmente, las normas y certificaciones para la cosmética natural y ecológica son privadas, esto significa que no hay regulaciones oficiales, con lo cual , se ofrecen una extensa variedad de sellos, y no todos comprometen el mismo rigor, meticulosidad y estudio que requiere la certificación para este género de producción. A la hora de comprar, lo más sencillo es buscar artículos cosméticos con una certificación para poder estar seguros de que se han seguido los criterios que establece una norma, que debe estar publicada y puede ser consultada. Las primordiales normas de certificación de productos cosméticos que se tienen la posibilidad de encontrar en España (BioVidaSana, Cosmos y Natrue son las principales) establecen categorías según el porcentaje de ingredientes ecológicos que incorpore el producto. Y el etiquetado refleja estas clasificaciones.

Además de estos Ecolactis cosmetica, este sitio web dispone de otros productos relacionados con el mundo cosmética bio. Seguro que serán de tu interés.