Nuestra selección

En esta entrada hemos elegido la mejor Comida vegana y vegetariana diferencia del mercado. Cada vez es más evidente que el consumo de animales es la primordial causa de muchos de los problemas mundiales. Puesto que la alimentación vegetal supone una solución específica para solucionar estas cuestiones, el modo de vida y una nutrición sin artículos de procedencia animal están tomando impulso rápidamente. Una dieta vegetal salva a los animales de una vida de sufrimiento, disminuye la huella ecológica a nivel individual y ayuda a un mundo más justo. Al tiempo, llevar una nutrición a partir de vegetales asimismo puede ayudar a una dieta mucho más variada y saludable.

Mejor opción

Delicias Kitchen: Más de 100 recetas vegetarianas fáciles para cuidarte comiendo sano (Cocinar Naturalmente)

Mejor relación calidad precio

Cocina vegetariana Cookidoo

Simplísimo. El libro de cocina vegetariana + fácil del mundo (Larousse - Libros Ilustrados/ Prácticos - Gastronomía)

Begin Vegan Begun: Dos semanas de recetas veganas (Cocina)

Cocina vegana gourmet (Libros Singulares)

Delicias Kitchen: Más de 100 recetas vegetarianas fáciles para cuidarte comiendo sano (Cocinar Naturalmente)

Delicias Kitchen: Más de 100 recetas vegetarianas fáciles para cuidarte comiendo sano (Cocinar Naturalmente)

Cocina vegetariana Cookidoo

Cocina vegetariana Cookidoo

Simplísimo. El libro de cocina vegetariana + fácil del mundo (Larousse - Libros Ilustrados/ Prácticos - Gastronomía)

Simplísimo. El libro de cocina vegetariana + fácil del mundo (Larousse - Libros Ilustrados/ Prácticos - Gastronomía)

Begin Vegan Begun: Dos semanas de recetas veganas (Cocina)

Begin Vegan Begun: Dos semanas de recetas veganas (Cocina)

Cocina vegana gourmet (Libros Singulares)

Cocina vegana gourmet (Libros Singulares)

Artículos recientes

Comida vegana y vegetariana diferencia, no a los productos de origen animal

Cada vez es más evidente que el consumo de animales es la primordial causa de muchos de los problemas mundiales. Ya que la alimentación vegetal supone una solución específica para solucionar estas cuestiones, el estilo de vida y una alimentación sin artículos de origen animal están tomando impulso de forma rápida. Una dieta vegetal salva a los animales de una vida de padecimiento, reduce la huella ecológica a nivel individual y contribuye a un mundo mucho más justo. Al tiempo, llevar una alimentación a base de vegetales asimismo puede contribuir a una dieta más variada y saludable.

Para vivir una vida cien % vegetal, uno no debe mudar de un día para otro , solo iniciar. Los cambios graduales en la alimentación han de ser lo más sencillos posible. Prueba unas pocas recetas sencillas y descubre por qué cada vez más personas en el mundo entero desean llevar una vida basada en artículos de origen vegetal. Únete al movimiento mundial plant-based y benefíciate de las varias virtudes de una dieta saludable, compasiva y respetuosa con el medio ambiente.

Lo recomendado en esta página de Comida vegana y vegetariana diferencia tiene probada valía en el mercado tanto por sus características físicas como económicas.

Alimentación sostenible, una alimentación equilibrada y protegiendo los recursos naturales

La agricultura ecológica es una manera de cultivo responsable con la capacidad de generar alimento bastante para toda la población reduciendo los daños medioambientales. Esta actividad se puede compatibilizar con una ganadería mucho más sostenible, donde los animales se críen de forma respetuosa y sin padecimiento. Aun de esta forma, para lograr la sostenibilidad alimenticia es fundamental que reduzcamos el consumo de carne y el desperdicio de alimentos.

Cada vez son mucho más los países que, como Alemania, Brasil o Suecia, incluyen la sostenibilidad alimenticia en sus políticas alimentarias y guías educativas para el consumidor, así como sugiere la FAO. Estos son, según esa institución, ciertos de los resultados positivos de una dieta sostenible: Actúa contra el cambio climático; Resguarda los bosques; Optimiza la salud y ayuda a la seguridad alimenticia; Estimula la supervivencia de especies conminadas; Conserva los recursos hídricos.

Visita la página de alimentación sostenible para conocer los productos recomendados.

La alimentación orgánica tiene el menor coste ambiental y sanitario posible

Para catalogarlos productos como orgánicos, las empresas de certificación oficiales evalúan las materias primas y los procesos de producción, evaluando si cumplen con la normativa.

No es novedad que la mayor parte de los artículos que se venden en supermercados, almacenes, verdulerías y demás dispensarios de alimentos son generados bajo condiciones artificiales y con utilización de fertilizantes, pesticidas y otras substancias que pueden resultar perjudiciales para el medio ambiente y para la salud. Frente a la necesidad de una opción saludable y sustentable, los artículos orgánicos cobran importancia en todo el mundo y están logrando poco a poco más seguidores.

Los alimentos orgánicos, tanto naturales como mnipulados, son saludables, con ausencia de tóxicos y su producción se realiza siempre con la preocupación de proteger la salud de los consumidores y el medioambiente.

Visita la página de alimentación organica para conocer los productos recomendados.

Los alimentos eco, origen y elaboración

Todavía hay una serie de apreciaciones equivocadas con respecto a los alimentos ecológicos, en parte debido a la multitud de términos que se refieren a distintos tipos de artículos naturales, que tienen como principal característica sus procedimientos respetuosos con el medioambiente. La sociedad actual ha convertido su modelo de alimentación en un tema primordial, y esto sumado a una concienciación creciente con relación a la sostenibilidad medioambiental ha transformado a los alimentos ecológicos y naturales en los grandes personajes principales de la cocina moderna. Cada vez es más sencillo hallar estos productos en tu autoservicio o tienda de nutrición de confianza: las etiquetas bio o eco están presentes en cantidad de alimentos de distinta procedencia y conceden un plus en la percepción de calidad de los consumidores.

La definición de alimento ecológico es realmente simple: son todos los que se han producido de forma natural, evitando cualquier empleo de elementos químicos (pesticidas, fertilizantes…) que alteren el ecosistema y que mantienen el ciclo natural -sin ningún tipo de alteración genética- a lo largo del crecimiento. Los términos bio y orgánico se basan en los mismos principios, y para muchos no dejan de ser prácticamente sinónimos. En este proceso hay que tener en cuenta tanto el procedimiento agrícola, como los productos utilizados o el modo perfecto de transporte empleado para trasladar los alimentos entre la región de producción y el punto final de venta, siempre buscando una manera que respete las normas y sea lo menos contaminante viable. ¿Cómo se consiguen los víveres ecológicos? (1) Control para asegurar el origen: la característica fundamental de la agricultura ecológica es que a lo largo de su desarrollo de producción y elaboración se restringe la utilización de ingredientes que no sean de origen agrícola, según las directivas de la Unión Europea; (2) No se permite el uso de elementos químicos y se vigila el uso de aditivos; (3) Desarrollo de técnicas naturales, explotar el saber que disponemos de los ecosistemas para ingresar en el cultivo insectos y animales que asisten a supervisar las plagas.

Las prácticas de la alimentación ecológica tienen consecuencias positivas en el medioambiente, en tanto que se percibe una destacable mejora en las condiciones del suelo y el agua, tal como una reducción en la polución generada durante el proceso. Los alimentos ecológicos en España contienen informaciones en la etiqueta, mientras que cumplan con todas y cada una de las reglas exigidas por la UE, donde se encuentran todas las especificaciones del producto y de la materia prima con la que se ha elaborado previamente. Estas son las características de los alimentos ecológicos: (1) Tienen mucho más gusto, no poseen aditivos, ni organismos procedentes de plaguicidas, ni hormonas, etc., los que influyen de forma negativa en su gusto ; (2) Mejora en los valores nutricionales, la utilización de químicos resta propiedades a los alimentos; (3) Dismuyen el efecto negativo en el cambio climático, eludiendo malas prácticas que ponen en riesgo todo el ecosistema; (4) Controla los restos al producir alimentos en menor escala que la agricultura intensiva; (5) Reducen la utilización de plástico por el hecho de que la utilización de elementos sostenibles en los envases consigue una disminución en la cantidad de plástico empleado ; (6) Impulsa el avance sostenible al promover ocupaciones en pos del precaución del medioambiente.

Visita la página de alimentación eco para conocer los productos recomendados.

Alimentación bio o cómo cuidarse mejor

El consumo de productos biológicos en nuestro país mueve 1.500 millones de euros y su consumo creció un 24,5% en un solo año, según un estudio del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente. Nuestro país es la novena potencia mundial en producción bioológica y se ubica a la cabeza europea con mucho más de dos millones de hectáreas destinadas a la alimentación bio, pero además de esto el tejido industrial biológico creció el año pasado un 13% hasta sobrepasar las 6.600 empresas. El resultado es que más de 18 millones de hogares españoles compraron un producto biológico. Esto es, la alimentación saludable manda. La producción de alimentos es responsable del treinta porciento de las emisiones de Dioxido de Carbono a la atmósfera (al transporte se le atribuye la mitad). Este efecto se puede reducir, por el hecho de que unos alimentos provocan mucho más emisiones que otros. Además de esto, seleccionar artículos ecológicos disminuye el efecto en una tercera parte, por el hecho de que las granjas bio emiten menos CO2 y fijan más en el suelo y en la vegetación.

El aumento del consumo de alimentos bio en los últimos años responde a la necesidad de cuidarnos. El propósito es mantener una vida más sana realizar ejercicio, mejorar nuestro tiempo y comer mejor porque ese eslogan de que somos lo que ingerimos no es un simple eslogan. Los alimentos Bio: (1) Son Naturales 100 %, están exentos de artículos químicos de síntesis (pesticidas, fertilizantes o antibióticos) y de conservantes, colorantes u otros aditivos sintéticos; (2) Tienen respeto por el medioambiente pues, al usar medios de producción tradicionales y naturales, dismuyen la contaminación de agua y aire, son muchísimo menos contaminantes, optimizan los ciclos naturales, benefician la biodiversidad y el ahorro de energia (3) Fomentan la economía sostenible, así sea desde las tiendas de cercanía o desde las grandes superficies al proveerse de empresas e individuos locales y rurales; (4) Tienen alta definición al están sujetos a estrictos controles de trazabilidad durante toda la cadena alimenticia establecida por la normativa comunitaria .; (y 5) Son sanos, al estar libres de residuos químicos de síntesis y fundamentarse en una producción artesanal conservan sus características naturales: nutrientes, vitaminas, minerales y antioxidantes.

En un puesto del mercado de productos ecológicos hay a menudo hortalizas que no se encuentran en los supermercados: colirrábanos, patatas moradas, tupinambos, ensaladas silvestres… Estos productos alimenticios hacen más rica y alegran la dieta. La variedad no es por capricho ni por llamar la atención, sino consecuencia de cómo se trabaja en una granja ecológica. En vez de apostar todo a una sola carta (una planta que ocupe grandes extensiones) se cultiva una diversidad de especies y variedades para reducir el peligro de plagas catastróficas. La alimentación bio es mucho más ricas en nutrientes: Más vitamina C. Una investigación respaldado por la Unión Europea entre 2004 y 2009 midió hasta un noventa porciento mucho más de vitamina C en frutas y hortalizas. En España, un equipo dirigido por Lola Raigón, ingeniera agrónoma y catedrática de Edafología y Química Agrícola, encontró en las verduras bio una mayor concentración nutritiva: 25% más de potasio en lechugas, 14% mucho más de calcio en los tallos de hinojo, 16% mucho más de hierro en judías, veinte porciento de más de vitamina C en el zumo de naranja y diez % más en el pimiento verde. Estas cantidades se obtienen por las diferencias en los fertilizantes utilizados, la composición del suelo y la cosecha no prematura.

Visita la página de alimentación bio para conocer los productos recomendados.

En esta página hemos analizado Comida vegana y vegetariana diferencia. El veganismo está experimentando un crecimiento constante y empieza a ponerse de moda junto con otros tipos de alimentación también consideradas en este sitio.