Alimentación eco

Portada » Alimentación eco
Alimentación eco2021-03-29T18:37:34+02:00

La alimentación eco y, en general, el sector ecológico se está modificando mucho y en muy poco tiempo. Sí las grandes superficies y las grandes empresas han identificado un nicho de mercado y se están introduciendo. Esto es complejo aunque no tiene por qué ser negativo. No es beneficioso para el sector que estas grandes empresas intenten funcionar en el sector «bio» tal y como funcionan en el sector convencional, donde no hay los mismos conceptos ni la misma ética que se dan en el sector “bio”. Este sector y su expansión son la punta de lanza de todo un cambio de paradigma que impacta en todos los niveles de nuestra vida (salud, energía, urbanismo, productos de higiene y cosmética, transporte, textil, construcción…) que ya ha llegado a todos los rincones de la Tierra y que ya no hay nadie que lo pare.

Alimentación eco: de ideología a negocio

El mercado ecológico en España se encuentra en un buen momento. El trabajo apasionado realizado por una minoría concienciadadesde los años 80 empieza a dar su fruto. Cada vez más gente corrobora la relación existente entre salud o enfermedad y alimentación. La alimentación ecológica es mucho más que una opción alimentaria: incorpora otros valores como frenar el cambio climático, el esfuerzo por mejorar el medio ambiente, conceptos éticos y de bienestar animal, frenar el éxodo rural, etc.

Los intereses puramente mercantilistas y la concentración del sector agroalimentario han perjudicado a la seguridad y soberanía alimentaria. El derecho a la alimentación no tendría que ser solo un negocio porque ese modelo solo trae más que hambre y enfermedad. La única opción para poder alimentar a la población del globo pasa por volver a técnicas agroecológicas.

Alimentación Ecológica: Crecimiento imparable

El mercado de productos ecológicos crecerá incesantemente. Los estudios publicados sobre el sector de la alimentación ecológica muestran que tendrá un crecimiento de dos dígitos anual. Durante el pasado año los consumidores españoles gastaron cada día en alimentación ecológica más 5 millones de euros. El gasto anual per cápita se ha multiplicado por dos en cuatro años, ya 42€ por persona y año, lo que representa 2 de cada 100€ de nuestra cesta de la compra.
También está cambiando el perfil de consumidor ecológico que han paso del consumidor de entre 35-50 años a los millennials con menos de 35 que ya son casi el 30% de los consumidores de productos ecológicos.

Los alimentos “bio” están ya en los lineales de las grandes superficies. Se estima que en los próximos 10-15 años el consumidor europeo solo va a demandar verdura y fruta que sea ecológica. Hace ya un par de años, España está en el décimo puesto en consumo a nivel mundial.

La cifra de consumidores de productos ecológicos va a seguir multiplicándose. Las tiendas especializadas de estos productos tienen su público pero la gran distribución también lo tiene. Hay sitio para todos. Pero el que no sea dinámico y creativo, espabilado y autocrítico perecerá y esto ya está ocurriendo.

Comercio bio online

No existen datos de cuantos comercios online de alimentación ecológica hay, pero está claro que la mayoría de empresas y comercios disponen ya de venta en línea. Es obvio que este mercado ecológico online crece a buen ritmo. Pero en comparación con otros sectores, en el sector “bio” crecen otras fórmulas también como son los mercados semanales en muchas poblaciones, las cooperativas de consumo, el apadrinamiento de producciones, las ventas a pie de finca…

La oportunidad necesita ser apoyada por las administraciones en pro de una alimentación ecológica

España es, en consumo, el décimo mercado mundial de productos ecológicos. Hemos avanzado mucho en muy poco tiempo. España es el cuarto mayor exportador mundial de productos ecológicos, el primer productor mundial de de vino ecológico y de aceite de oliva ecológico y el segundo productor mundial de legumbres ecológicas y de cítricos ecológicos. El séptimo en hortalizas, el sexto en cereales y el décimo en frutas ecológicas.

La mejor política de apoyo a la producción ecológica sería la compra de alimentos ecológicos por parte de la Administración (colegios, hospitales, lo público en general), la incentivación fiscal y una ambiciosa campaña mediática que pueda llegar a todos los estratos sociales…

La producción ecológica es nuestra gran oportunidad para volver a poblar nuestro medio rural. Se calcula que ya existen más de dos millones de hectáreas en cultivo ecológico, lo que mantiene a España en el primer puesto europeo y el cuarto a nivel mundial. Este sector es capaz de generar ya más de 85.000 puestos de trabajo contribuyendo a crear un tejido económico descentralizado.

Pero, además, se está produciendo el relevo generacional tan imprescindible para la pervivencia de la producción agro-ganadera: el 80% de los jóvenes agricultores que empiezan a trabajar lo hacen en la agricultura ecológica y además disponen de una buena formación. Y no solo eso sino que destaca el papel de la mujer empresaria, bastante más adelantada en este sector que en otros de la economía.

Ir a Arriba